21 de junio de 2022

spanakopita(s)



En honor al ejercicio del triángulo, que me tuvo un buen rato entretenida sin saber resolverlo en su totalidad, pero intuyendo la solución.

Explicación breve de mi ausencia.

Bienvenido, verano.

Mix de versiones. Birulicioso tiene una receta estupenda muy bien explicada, y El Comidista y El invitado de Invierno nunca fallan.

Ingredientes

· 10 láminas de masa filo
· 400 g de espinacas
· 250 g de queso feta
· 2 cebolletas
· 1 huevo
· Perejil picado
· Eneldo fresco picado
· Pimienta negra
· Mantequilla

Preparación

1. Picamos las cebolletas y las rehogamos en una sartén.

2. Salteamos las espinacas con la cebolleta hasta que bajen su volumen. 

3. Ponemos a escurrir las espinacas sobre un colador para que pierdan el agua.

4. En un bol desmenuzaos el queso feta y lo mezclamos con el huevo y las verduras rehogadas. Sazonamos con pimienta negra y perejil y eneldo picados. Probamos de sal, es posible que no necesite nada, pero ya, a vuestro gusto. Reservar el relleno.

5. Ahora toca montar el plato. Hay dos opciones: un único pastel tipo empanada (más sencillo) o triángulos individuales. Lo que es importante saber es que la masa filo se reseca en seguida al contacto con el aire. Tenéis que ir manejando las láminas ágilmente y las que no estéis usando hay que mantenerlas tapadas con un paño limpio y ligeramente húmedo.

5a. Para el formato empanada. Ponemos cinco hojas de masa filo sobre el molde, pincelando con mantequilla entre hoja y hoja. Cubrimos con la capa de relleno. Repetimos poniendo hojas de masa filo por encima pintando con mantequilla entre capa y capa. Cerramos los bordes. Marcamos las raciones con un cuchillo cortando únicamente la primera hoja de pasta filo.

5b. Para los triángulos. Cogemos una hoja de masa filo, la pintamos con mantequilla y colocamos otra encima. Cortamos las hojas en tres tiras longitudinales. Colocamos el relleno en cada una de las tiras y plegamos en forma de triángulo. En la receta de Diana tenéis unos estupendos dibujetes de este proceso.

6. Al acabar el montaje, pincelamos la superficie y horneamos a 190 ºC. El pastel entero requerirá unos 45/60 minutos hasta que lo veamos crujiente y dorado. Las spanakopitas pequeñas triangulares necesitarán algo menos de tiempo, unos 20/25 minutos.

Notas

- Podéis sustituir la mantequilla por aceite de oliva.

- Una parte o la totalidad del queso feta se puede sustituir por ricotta o requesón.

- Es importante escurrir bien las espinacas para que el relleno quede compacto.

- Para trabajar ágilmente con la masa filo, me ha parecido muy útil este consejo de Diana de tener una superficie despejada y todo bien ordenadito.

- En una ocasión me sobró masa filo, probé a congelarla y no me gustó el resultado. Recomiendo comprarla fresca.



No hay comentarios:

Publicar un comentario