13 de febrero de 2013

lasaña de calabacín



[...] Estaba don Carnal ricamente instalado
en mesa bien provista, sobre opulento estrado;
los juglares, ante él, cual señor venerado;
de todos los manjares estaba bien colmado. [...]

El Arcipreste de Hita. Libro del Buen Amor.

¿Os habéis disfrazado estos Carnavales? ¿Habéis comido lacón con grelos, orejas y freixós? De estos últimos espero traeros la receta muy pronto. Mientras, tengo que alternar los dulces de don Carnal con algo más "ligero" y propio de doña Cuaresma. Por eso la receta de hoy. Es un plato ideal para llevar en tupper que seguro que conocéis pero se os olvida preparar, jaja. Es de las recetas simples y resultonas que suelen triunfar.

¡Que aproveche!

Ingredientes. (2-3 personas)

· 2 calabacines.
· 150 g aproximadamente de queso en lonchas de oveja. De queso en lonchas de oveja.
· 150 g aproximadamente de jamón serrano.
· Salsa de tomate frito casero o una lata de tomate para freir.
· Aceite de oliva virgen extra.
· Un pellizco de sal.
· Un pellizco de azúcar.
· Orégano.

Preparación.

1. Empezamos preparando el tomate, tanto si es casero como si no. Para ello ponemos dos o tres de cucharadas de aceite de oliva en un sartén, y cuando esté caliente añadimos el tomate entero pelado. Dejamos cocer a fuego suave unos 20-25 minutos añadiéndole sal y azúcar y después trituramos.

2. Cortamos los calabacines en láminas. Si tenéis suerte y tenéis mandolina podéis hacerlo con ella que seguro os quedan mucho más regulares y bonitas. Si no tenéis como yo, tened cuidado de no dejaros los dedos con el cuchillo.

3. Precalentamos el horno a unos 200º. Colocamos las láminas de calabacín sobre un papel vegetal en la bandeja del horno. Espolvoreamos con sal y unas gotas de aceite de oliva. Horneamos durante 10-12 minutos en el piso superior del horno. Seguramente tengamos que hacer un par de bandejas. Yo os recomiendo alternar 5-6 minutos cada una en el piso de arriba.

4. Cuando el calabacín y el tomate estén hechos formamos la lasaña. Vamos intercalando una capa de tomate frito, con otra de láminas de calabacín, con el queso de lonchas y el jamón serrano. Tantas como nos permita nuestra fuente (os recomendaría no usar una muy grande para que la lasaña tenga algo de espesor). La última capa debe ser de queso. Espolvorear con orégano.

5. Gratinamos en el horno durante 5 minutos hasta que la superficie esté dorada.

Recomendaciones.

- Admite variaciones, ¡como todo! Alternar con berenjenas, con alguna verdura de hoja, con rodajas de tomate natural, etc. En este blog ya teníais algo parecido, venga, haced arqueología bloguera y recordadlo.
- El tomate frito también se puede realizar pochando primero una cebolla.
- La receta es sencilla y por ello escogería un queso y un jamón buenos y con sabor.
- Si os queréis poner elegantes podéis prepararla en moldes cuadrados o circulares para obetener bonitas raciones individuales :)

6 comentarios:

  1. Mejor que "queso en lonchas de oveja" queda "queso de oveja en lonchas", no vaya a ser que nos laminen a la pobre oveja.

    Es una comida sana y rica porque esta vez puedo decir ¡La he probado, la he probado!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿La has probado? Jaja. Ahora cambio a la pobre oveja, qué animal !

      Eliminar
  2. Jajajajaj, lo de la oveja en lonchas me ha encantado. Y el plato también!! Como le da a tu tocaya mi hija por decir últimamente "delicius"... cosas de Dora la exploradora! :p

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mmm. Me gusta lo de "delicius". Lo voy a empezar a aplicar. Hay que seguir las modas de todo tipo :)

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Que bien que os guste, es comida sana. jaja. Gracias por pasar :)

      Eliminar