31 de diciembre de 2015

natillas




Y con esta entrada cerramos este año 2015.

Un año que empieza con pan y termina con natillas no puede ser malo.


Y no lo ha sido. Allá se van meses de mar, piscina y recuperación lumbar, un par de viajes a las islas del norte y dos visitas a Barcelona, muchas cosas dichas y otras que siguen en silencio, un verano en mi faro, un otoño cálido y oficinístico, una nochebuena de barlovento que no me canso de escuchar, mucho ajetreo constante, un piso compartido con gente de muy bien y una gran familia ampliada que, sin hacer yo nada, todavía me quiere :)

Pero no es el momento de ponerse nostálgico sino de sacar la vajilla buena, el vestido de terciopelo y la ginebra porque las tradiciones están ahí por algo y yo no soy quien para cambiarle una coma a la Nochevieja.

Ea. Me despido. El año que viene más y mejor.


¡¡Feliz 2016!!


Ingredientes.

· 480 mL de leche entera.
· 4 yemas de huevo.
· 45 50 g de azúcar.
· Una vaina de vainila.
· Corteza de limón.
· Una cucharadita de almidón de maíz (MAIZENA). Opcional.

Preparación.

1. Ponemos la leche a en un cazo al fuego. Añadimos el interior de la vaina de vainilla, raspándola con un cuchillo y la parte amarilla de la corteza de un limón. Cuando la leche esté casi hirviendo, que aparezcan burbujitas en los laterales del cazo, apagamos el fuego. Dejamos infusionar durante 20-25 minutos. Colamos y dejamos templar.

2. Batimos las yemas con el azúcar.

3. Disolvemos la maizena en un poco de la leche templada y añadimos esta mezcla poco a poco y batiendo enérgicamente para que no queden grumos.

4. Ponemos todo en un cazo a fuego suave (2-3 en mi cocina de inducción). Es importante que no llegue a ebullición para que las yemas no se cuajen. Incorporamos la leche poco a poco sin dejar de remover. Si es necesario, a veces podemos retirar el cazo del fuego.

5. Después de unos 20 minutos removiendo constantemente la crema comienza a coger cuerpo y de repente, sucede la magia y la crema está lista.

6. Vertemos las natillas en sus respectivos cuencos, tapamos con papel film pegado a la superficie (para que no se forme costra) y enfriamos durante varias horas.


7. Espolvoreamos con canela antes de servir. 

Notas.

- Por darle el toque navideño he puesto migas de turrón de Jijona en algunas copas.
- Ñam!
- Ñam, ñam!

1 comentario:

  1. Mmmmmmmmmmmmmmmmmmm
    Las natillas son una cosa que me encanta comer y nunca he preparado. Qué misterio.

    Por cierto, ¡feliz año a ti también!

    ResponderEliminar