11 de febrero de 2015

pan con chocolate



Llevo un día pletórico a ritmo de conducir con cancioncillas animosas. Tengo que empezar a pensar en bajar las revoluciones dadas las horas que son y lo que toca madrugar mañana. Mi descansillo huele a canela —y mis vecinos husmean detrás de la puerta con curiosidad— por hornear bica a las doce ante merídiem. Es la mejor forma de rematar un día que comenzó pensando que tenía que moderar un debate entre adolescentes en la capilla de un colegio jesuita. Padre, no te asustes, finalmente no fue eso lo que sucedió.

También he llegado a la conclusión de que me resultan necesarias las tareas en las que solo puedo pensar en aquello que estoy haciendo. Igual deberían ser muchas más de las que son, pero mi mente dispersa tiende a la entropía. Pero eso no me pasa nadando, al bailar o cuando meto las manos en la masa. Por eso me entretiene hacer pan. No pienso yo y gana el mundo. Concentrémonos pues en sacar todo el potencial que tiene que Lu piense sólo en una cosa y que esa cosa sea pan con chocolate para merendar.

La receta es de inspiración y plagio del blój de Miss Vinagre, que no es el de vuestras madres y en el que siempre que una entra, babea, ríe y aprende y no necesariamente en ese orden :)




Ingredientes.

· 500 g de harina.
· 5,5 g de levadura seca de panadería.
· 240 mL de agua.
· 85 g de azúcar.
· 50 g de miel.
· 2 huevos grandes.
· 125 g de chocolate picado en trozos.
· 2 cucharaditas pequeñas de sal.
· Un huevo batido para pincelar.

Preparación.

1. Juntamos en un bol la harina, el azúcar y la sal. En otro recipiente mezclamos el agua tibia con la levadura y esperamos un ratito hasta que esta burbujee.

2. Añadimos la mitad de la mezcla de harina, azúcar y sal al agua con levadura. También incorporamos la miel. Mezclamos bien con la rasqueta hasta que esté todo homogeneizado. Tapamos con un trapo y reposamos aproximadamente media hora.

3. Incorporamos los huevos de uno en uno y removemos bien.

4. Ahora toca ir incorporando el resto de harina y los trocitos de chocolate. Nos podemos ayudar de una amasadora, de los ganchos de una varilla o amasar con las manos. Esta es la opción más divertida. Es una masa pegajosa pero no hay que desesperarse. Podemos amasar un par de minutos, dejar reposar la masa otros diez y repetir la jugada. Así será mucho más fácil. Cuando tengamos una bola lisa y medianamente manejable la trasladamos a un bol aceitado, la cubrimos con un trapo y la dejamos leudar como mínimo una hora.

5. Colocamos la bola sobre una superficie ligeramente enharinada y la desgasamos. Para esto apretamos la masa suavemente con los nudillos. Dividimos en dos partes iguales que a su vez subdividimos en tres. 

6. Se trata de hacer dos trenzas diferentes así que estiramos cada una de esas tres partes en tiras largas y procedemos a su trenzado. No voy a dar consejos sobre esto porque me falta mucha maña todavía.

7. Depositamos las trenzas sobre una bandeja cubierta con papel de hornear. Las dejamos leudar por lo menos otra media hora.

8. Calentamos el horno a 190 ºC. Pincelamos las trenzas con huevo batido.

9. Horneamos durante 30 o 35 minutos. Si se dora demasiado pronto debemos cubrirlas con papel de aluminio.

Recomendaciones.

- Una de las trenzas probé a hornearla en un molde de madera reutilizable para ver qué tal. Se perdió un poco la forma de trenza porque creo que ese molde era pequeño.
- Vigilad los tiempos de leudado. En mi casa ese día hacía frío y tuve que aumentar al doble sistemáticamente todos los tiempos. Cierto es que esto no me importa porque los leudados lentos y en frío para las masas siempre quedan bien.
- En la receta original aumentan 20 g más de harina. Si veis que os hace falta, adelante, pero no os paséis. También sube la levadura a 7 g pero los sobres que yo tengo en casa son de 5,5 g así que me arriesgué y funcionó. Esto también es significativo para el tiempo de los leudados.
- Usad un chocolate que os guste mucho.
- Para manejar la masa es necesario tiener paciencia. Resistid la tentación de añadir más harina si es posible. Utilizad los amasados cortos con intervalos de reposo y aceitad vuestras manos para una mayor comodidad. Preferiblemente utilizad aceite de girasol o de oliva suave por el tema del aroma.

6 comentarios:

  1. Gracias por tu "plagio" ;) me ha gustado mucho! Y las fotos están geniales! Entre tu y yo, me has dado ganas de hacer de nuevo las fotos originales del pan, que fue al principio de los tiempos y no están muy fetén que digamos! XD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, que tú me digas que las fotos son geniales, me sonroja, jaja :)
      Tu principio de los tiempos es como mis finales, pero bueno, si las haces ahora, repites el pan y eso siempre es una buena excusa.

      Graciñas por la visita!

      Eliminar
  2. Me parece bien que no atosigues a tu neurona con muchas cosas a la vez. Mucho mejor concentrarse en una sola.
    En casa cuando decían de tomar "pan con chocolate" la cosa variaba bastante. Consistía en una oncita de chocolate pequeña con un chusco de pan bien grande a pelo. Y entonces mordías el mínimo posible de onza con el máximo posible de pan para que el chocolate durara hasta el final, la cuestión no era fácil, lo normal es que te pasaras con el chocolate y te quedaras con media barrita de pan sin gracia ninguna.
    Los tiempos han mejorado mucho pues este pan con chocolate tiene otra pinta muy diferente. A ver si lo llego a probar bien de tu parte o bien el que haga Miss Vinagre pues tendrá que moldear uno nuevo para poder hacer nuevas fotos.
    Quedo a la espera

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja. Lo de la oncita yo también lo he sufrido cuando venían los suizos con su chocolate en verano y sólo podía tomar UNA onza cada día. No sé quien daría la orden...

      Ahora saldo cuentas con mi infancia :P

      Eliminar
  3. Ay, me has recordado a la vez que hice pan de leche condensada y tuve que andar recorriendo la casa a la búsqueda del rincón más calentito y con menos corrientes, y al final el cuenco donde leudaba la masa acabó al lado del radiador del cuarto de baño.

    Me apunto esta receta!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Voy a investigar en tu blog. Eso hay que verlo :)

      Eliminar