26 de noviembre de 2012

tortilla tricolor

... o tritortilla.

El fenómeno de la tortilla de patatas es algo que me fascina. Ya no solo que en cada casa se haga una tortilla diferente (y por supuesto las más buena) si no que cada persona según el lugar, la cocina y los comensales prepare una tortilla diferente. Alguien debería ponerse a estudiar este  tema seriamente. Da para varias tesis.

Cuando de pequeña y me preguntaban cuál era mi comida preferida siempre respondía tortilla de patatas y gazpacho. Ahora ya no sabría que decir pero siguen ocupando un puesto alto en la clasificación. 'Mi receta' de tortilla no me atrevo a publicarla porque es un compendio de cálculo a ojímetro y la hago diferente según quien se la vaya a comer. Para solucionar esta ausencia os dejo esta versión.

Ingredientes.

· 3 boniatos medianos.
· 1 calabacín.
· 1 patata grande.
· 3 cebollas pequeñas.
· Aceite de oliva.
· Sal.
· 4 huevos.
· Un poco de perejil picado.

Preparación.

1. Pelamos y lavamos bien los boniatos y la patata. Cortamos en rodajas finas (2 ó 3 mm, vaya, como para tortilla ;). Salamos bien.

2. Cortamos la cebolla en gajos (o como cada uno acostumbre).

3. Ponemos en una sartén o freidora abundante aceite y freímos a fuego medio-fuerte los boniatos, la patata y las cebollas durante 20 minutos aproximadamente. Importante que se frían, no se cuezan ni se quemen. Hay que remover de vez en cuando con mucho cuidado para que no se deshagan.

4. Mientras lavamos el calabacín, y sin pelar, también lo cortamos en rodajas finas. Lo ponemos también a freír con abundante aceite en una sartén diferente. Lo dejamos aproximadamente 12-15 minutos. Cuando esté frito, lo escurrimos muy bien y lo reservamos.

5. Retiramos también los boniatos, patatas y cebollas. Escurrimos bien.

6. En un bol grande batimos los huevos, agregamos las 'hortalizas' fritas y el perejil fresco picado. Dejamos unos minutos para que se mezcle todo bien. Rectificamos de sal (si no os da mucho asquito probar el mejunje en crudo).

7. En una sartén que no pegue añadimos unas gotitas de aceite de oliva, dejamos que se caliente bien, y echamos la mezcla. Cuajamos por un lado, posteriormente damos la vuelta con un plato/tapa y dejamos cuajar por el otro. Es posible que necesite una vuelta más pues el calabacín aun estando bien escurrido suelta algo de líquido.

Recomendaciones.

- El calabacín se puede hacer tambien a la plancha y nos ahorramos aceite y calorías.
- Los boniatos le dan un toque dulce a la tortilla que queda muy bien y cogen un color naranja muy bonito una vez fritos. Están en temporada así que os animo a probarlos.
- Poco más se puede recomendar en una tortilla, pues ya venimos todos de vuelta, simplemente que probéis esta variante y que la acompañéis de una rica ensalada.

7 comentarios:

  1. Quiero probarla.
    Yo eso de los boniatos no lo conozco así que tendré que empezar algún día.
    (respecto a lo que viene entre paréntesis en el punto 6 mejor no hablo)

    ResponderEliminar
  2. Tú tienes cara de boniato. Jojo. ¿No te daban de pequeño batatas asadas? A Fusa sí. (Y sí, shhhhhhhhhh)

    ResponderEliminar
  3. Mira que aquí se come mucho boniato (nosotros lo llamamos batata) frito pero en tortilla no lo he probado jamás. Tiene que estar muuuuyyyy bueno!!! Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Lo está! Un pelín más dulce que la de tortilla de papas. ¿Lo coméis frito para acompañar?

      Eliminar
    2. Sí! Aquí es costumbre, cuando se hacen papas fritas, pues se fría también un boniato (o batata), igual que las papas, con su pisquito de sal después y para acompañar a las carnes y eso. Y también lo comemos guisado (junto con las papas) para acompañar pescados.

      Eliminar
    3. Mmmm... acompañando a pescados ! Me has dado una idea :)

      Eliminar