31 de mayo de 2012

mayonesa de espinacas

Hoy os traigo una receta hiperbreve. Ahí donde me veis, después de una semana de alternar comida rica de mamamary con bocadillos no tan ricos... hoy es el primer día que cocino algo. Y ha sido una dorada a la plancha con judías verdes al vapor. Para que no pareciera tan sano lo he acompañado de mayonesa aunque me he cortado para no ponerla en cantidades industriales.
La única diferencia respecto a una mayonesa normal es que le he añadido un buen puñado de espinacas frescas... de ahí el color verde tan bonito que ha quedado. La idea sacada del gran blog de El comidista.


Por si alguien no se anima a hacer mayonesa de verdad por miedo a que se le corte, os traigo el típico truco que me enseñó mi PAPÁ ... y que funciona.

Además, si os animais en los comentarios, podemos abrir el interesante y polémico debate de ¿mayonesa con aceite de girasol o de oliva? Yo como soy muy diplomática diré que me gustan las dos por igual, que simplemente saben diferente... y que de corazón me quedo con la de oliva.

¡Ah, y récord de visitas en mayo! Muchísimas gracias a todos. 

Ingredientes.

· 1 huevo.
· 1 vaso de aceite.
· Sal.
· Limón.
· Un puñado de espinacas frescas.

Preparación.

1. Ponemos el huevo en el vaso de la batidora. Añadimos el aceite, la sal y el limón.

2. Metemos la batidora y la encendemos, dejando el brazo quieto.

3. Cuando veamos que empieza a ligar la salsa vamos moviendo el brazo suavemente de arriba a abajo hasta que la salsa termine de ligar.

4. Probamos y rectificamos de sal o limón. Hasta aquí una mayonesa normal.

5. Añadimos las espinacas lavadas y bien escurridas. Batimos todo conjuntamente. Se licuará un poco por el agua que sueltan las espinacas. Si nos gusta más espesa, añadiremos más 
aceite.

Recomendaciones.

- En vez de espinacas se puede probar con berros o canónigos, etc. Solo me quedo en esta modalidad de hojas verdes, porque las combinaciones son infinitas.
- Y una recomendación al margen de la receta. ¿Veis las judías verdes? Merece la pena cortarlas en tiras largas y finas, y cocerlas brevemente. Quedan con un color verde brillante y tardan poco en hacerse.

4 comentarios:

  1. Me quedo con la mayonesa de aceite de oliva pero que sea un tipo suave de sabor.

    Respecto a hacer mayonesas con batidora soy plenamente partidario. Es rarísimo que se corte. Aparte de todas las estupideces que se dicen sobre los motivos del corte siempre he pensado que el problema de que se corte está en el huevo, que no sea fresco o esté mal. Aun así, la mayonesa cortada se "repara" bien con otro huevo, también hay otros trucos.

    Y si vamos hablar de mayonesas hay que nombrar a la "lactonesa". Se hace exactamente igual que la mayonesa pero en vez de huevo se pone leche. Queda muy blanquita y si no dices nada lo más probable es que la gente no se entere.

    Otra mayonesa que yo he bautizado como "mayonesa rabiosa" que suele tener éxito entre gente joven (a Fusa no le gusta) consiste en ponerle ajo, limón y sal, un pelín pasada de sal para que quede picantita y salada.

    Y no me quiero extender más pero podría seguir con la salsa rosa...

    ResponderEliminar
  2. Puedes seguir, te dejamos.
    A mi me gusta la rabiosa ! :)

    ResponderEliminar
  3. Y yo esto ¿por qué no lo probé? Yo soy un factor verificador de calidad importantísimo! ;) Por otro lado la mayonesa es una de mis salsas menos preferidas, así que...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. mmm, bueno, pues habrá que repetir para la certificación de calidad! auditoríaaaaaaaaaaaaaa

      Eliminar