4 de mayo de 2013

ensalada de patata y guisantes

  
Después de varios días seguidos en los que por circunstancias he comido carne (y platos bien ricos) he llegado a la conclusión de que realmente mi tendencia es a comer más bien poca. No sé si consciente o inconscientemente se queda en una vez (a veces ninguna) a la semana. Entonces después de este atiborramiento ocasional... me busqué un par de platos más verduriles para reestablecer el equilibrio.

Soy una auténtica fans de las ensaladas de patata. Es uno de mis platos estrella de comida de batalla. Aunque en el blog normalmente mis platos son para 2 ó 3 personas tengo una cara oculta que sale a relucir en verano y que tiene la costumbre de guisar para 12-15... ¡20! comensales de buen saque. Es en esos momentos cuando sí que creo que esto del yantar no se me da mal del todo ;)

En esta ocasión, y como el número de personajes a comer lo permite, he optado por utilizar patatas nuevas, guisantes de Betanzos ("arroz con chíiiiiiiicharos, pataaacas noooovas") y espárragos de Navarra, estos últimos algo caros, por eso sólo me traje dos. Como me parecía tan cutre esto de poner sólo dos espárragos os dejo que compréis cuatro, jaja.

Sólo os pido una cosa, las ensaldas de patata nunca frías, por favor. Tibias son amor.

La inspiración ha salido de estas dos recetas de los blogs Lola en la cocina y A ver que cocinamos hoy. No os vayáis sin echarles un ojo.


Ingredientes.

· 2 patatas grandes.
· 2-4 espárragos blancos.
· 400 g de guisantes frescos (el peso es con vaina).
· 2 huevos.
· 1 cebolleta o cebolla tierna.
· Hojas de albahaca.
· Hojas de perejil.

· Un puñado de piñones.
· Queso parmesano.
· Aceite de oliva virgen extra.
· 1 limón.
· Sal y azúcar.

Preparación.

1. Cocemos las patatas (con piel o sin piel) hasta que estén tiernas. Se puede hacer en olla normal o a presión. 

2. Cortamos la base (unos 2 ó 3 cm) de los espárragos. Los pelamos con un pelapatatas excepto la parte de la cabeza que no se debe tocar. Se disponen sobre una cazuela con agua para cubrirlos, un pellizco de azúcar y un poco de sal. Según lo tiernos que sean deberán hervir entre 20 y 40 minutos. Cuando los pinchemos y estén tiernos, escurrimos y reservamos.

3. Cocemos los huevos durante 8-10 minutos según lo entera que os guste la yema. Reservamos. Sacamos los guisantes de las vainas y también hervimos durante 5 minutos.

4. Pelamos y picamos la cebolleta en trozos pequeños. La dejamos macerar un rato con el zumo de limón para que pierda algo de fuerza.

5. Preparamos ahora el pesto. Trituramos en una picadora la albahaca, el perejil, los piñones, el queso parmesano, y unas tiras de la parte amarilla del limón. Agregamos aceite de oliva virgen extra y mezclamos bien.

6. Montamos el plato colocando los ingredientes y salando en su justa medida. Ponemos las patatas de base, luego los espárragos (troceados o sin trocear, al gusto), los huevos cortados en octavos, los guisantes, la cebolleta picada y finalmente aliñamos con el pesto.

Recomendaciones.


- Sé que es una lata esto de cocer todo por separado, es por dejar cada cosa en su punto, pero en una versión rápida, se superponen cocciones y ya está.
- Es un plato para disfrutar los espárragos y los guisantes así que intentad que sean frescos.
- Se le puede añadir un diente de ajo al pesto y triturarlo con el resto de ingredientes.
- Lola utiliza huevos de codorniz y la verdad que quedan muy xeitosos.


6 comentarios:

  1. Qué buenísima ensalada!!!! me ha encantado :)
    Seguro que hago esta receta en casa!
    un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Prueba, prueba y me cuentas. Que te guste mola, que toda vuetra comida siempre es sana y rica :)

      Eliminar
  2. Bueno, me pones una ración pero sin espárragos que no me van demasiado... Por lo demás, receta de 10! La mezcla papa+huevo+guisantes me encanta, pero ya aliñado con pesto... mmmm... ¡Delicius! Que diría Dora la exploradora! (y mi hija jajajaja). Besitos :) Pdt: yo tampoco llevo lo del reto del todo bien, a ver si cojo "el bizcocho por los cuernos" el finde que viene.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja. ya ves que espárragos llevaba muy pocos así que no íbamos a tener discusión sobre quien los llevaba en la ración !

      Eliminar
  3. Que buena la ensalada! Yo estoy contigo, en verano me encantan todo tipo de ensaladas de patata! Si la típica ensalada rusa, o la ensalada de patata como se come en Alemania... siempre apetece! Y tienes toda la razón... no se puede comer directamente de la nevera, esta mucho mas rica un poco tibia! :)
    Tu versión me gusta mucho, me la apunto para la próxima barbacoa... bueno... digo próxima, sería la primera de este año, que aqui en Asturias todavía no hace otra cosa que llover... jajaja :)
    Un besin!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oooh. Muchas gracias por pasarte! Tengo pendiente hacer esas kartofenensaladas alemanas, porque sé que me van a gustar y ahora ya sé dónde puedo consultar. De todas maneras, como habitante de Invernalia también te diré que como tengas que esperar a que pare de llover, hay cosas que no probamos. Vaya tiempo !

      Eliminar